13/9/17

Risotto con calamares y gambas

La receta de hoy es del blog de Miquel, he tenido la suerte de probarlo en dos ocasiones cocinado por el mismo, la primera me lo cocinó para mi cumpleaños en una fiesta sorpresa que me preparó junto a Eri, y la segunda un día en que Sonia vino a Barcelona.

Ha pasado bastante desde entonces y como no me lo ha vuelto a preparar decidí cocinarlo en casa.


Aquí os dejo su receta.

Ingredientes
para 4 personas
1 litro de caldo de pescado Aneto
1 vaso de agua para abrir los mejillones
250 ml de agua 
las cabezas y pieles de las gambas
300 gr de arroz arborio
1 cebolla mediana
3 calamares pequeños
1/2 vaso de vino blanco
18 gambas  (reservamos 12 para decorar)
300 gr de mejillones 
50 gr de queso parmesano recién rallado
1 cucharada de queso mascarpone
aceite de oliva virgen extra
sal
cebollino picado

Preparación

Separamos las cabezas de los cuerpos de las gambas, pelamos los cuerpos, retiramos los intestinos con la ayuda de un cuchillo y reservamos los cuerpos. (Mirar aquí)

En una cazuela ponemos las cabezas junto las pieles de las gambas y un poquito de aceite de oliva virgen, sofreímos unos minutos, aplastamos las cabezas con la ayuda de una mano de mortero para extraer todo el jugo, añadimos 250 ml de agua y dejamos cocer unos minutos.

Colamos, volvemos a poner el caldo resultante en la cazuela, e incorporamos el caldo de pescado.

Retiramos las impurezas y el biso  de los mejillones, los ponemos en una cazuela junto con un vaso de agua, los llevamos a ebullición para que se abran. Retiramos los mejillones una vez abiertos, colamos el caldo y lo incorporamos a la cazuela donde tenemos reservado el caldo de pescado. Lo ponemos a hervir a fuego suave. Cuando podamos manipular los mejillones sin quemarnos, retiraremos sus valvas, mantenemos tapados para que no se resequen.

Mientras pelamos la cebolla y cortamos en brunoise.

Limpiamos los calamares y los cortamos finamente.

En una cazuela ponemos una cucharada de aceite de oliva, marcamos solo 6 cuerpos de gambas, retiramos, picamos finamente y reservamos.

Incorporamos la cebolla y sofreímos lentamente, cuando esté tierna y transparente añadimos los calamares, sofreímos.

Cuando estén tiernos, agregamos el arroz, rehogamos bien, cuando tenga un punto blanco en el centro empezaremos a verter los líquidos.

Primero el vino, subimos el fuego para que se evapore el alcohol, una vez lo haya absorbido, empezamos a verter cucharones de caldo de pescado que tendremos hirviendo.

Lo incorporaremos uno a uno, dejando que el arroz absorba por completo el líquido y removiendo constantemente con cuidado de no romper el grano.

En el último cucharón añadimos los mejillones sin su concha y los cuerpos de las 6 gambas que teníamos reservadas.

Apagamos el fuego, agregamos el mascarpone y el parmesano recién rallado, mezclamos para incorporarlo todo, tapamos y dejamos reposar unos minutos.

Mientras ponemos una sartén,  a fuego fuerte, con una gota de aceite de oliva virgen y marcamos el resto de los cuerpos de las gambas, vuelta y vuelta. Condimentamos con sal gorda una vez hechas.

Servimos el arroz, decoramos con 3 gambas cada plato y espolvoreamos un poco de cebollino picado.


El arroz esta presentado en la fuente oval vidrio oro viejo de Ohgar.

3 comentarios:

  1. Que buenos y emotivos recuerdos que nos trae este estupendo arroz,veo que al final ya superas al "mestre" y te ha quedado genial y muy bien presentado con esta fuente oval.
    Gracias por el enlace,
    Bss

    ResponderEliminar
  2. Tiene que estar buenísimo! Soy muy fan de los risottos!!
    Patricia.

    ResponderEliminar
  3. Menuda textura la de este risotto. Un besazo.

    ResponderEliminar

En este blog encontrarás recetas que preparo en mi casa, bajo mi experiencia y como le gustan a los míos. No tengo más experiencia en la cocina que la que me enseña el día a día al tener que ponerme delante de los fogones.

Si tienes alguna pregunta y puedo ayudarte lo haré encantada. (nemavega@gmail.com)

Muchísimas gracias por vuestra visita.