13/12/18

Coulant de chocolate, un clásico

Coulant o volcán de chocolate, una de las recetas más fáciles y deslumbrantes para los amantes del chocolate, un pequeño bizcocho con el corazón de chocolate fundido y cremoso. Un postre perfecto para estas navidades y sorprender a los tuyos.

No es nada difícil prepararlo, sólo debes tener en cuenta los tiempos de cocción.


Ingredientes
Para 6 coulants
170 gr de chocolate negro Nestlé postres
170 gr de mantequilla a temperatura ambiente
3 huevos
3 yemas de huevo
60 gr de azúcar
70 gr de harina de repostería tamizada

Preparación

Precalentamos el horno a 240º.

Engrasamos unas flaneras de aluminio individuales (las mías desechables) aptas para horno.

Troceamos el chocolate y fundimos al baño maría junto con la mantequilla, iremos removiendo hasta que esté totalmente fundido.

En un bol mezclamos ligeramente los huevos y las yemas junto con el azúcar, añadimos la harina, mezclamos con la ayuda de una espátula.

Mezclamos con el chocolate fundido, no es necesario mezclar mucho, solo para integrar los ingredientes.

Vertemos el contenido en los moldes.

Horneamos durante 7 minutos. Debe quedar cremoso por dentro y cocido por fuera.

Desmoldamos en los platos, queda muy bien en plato blanco con el contraste del chocolate, y servimos caliente, para que el chocolate no se vaya compactando.



Nota: 
Puedes prepararlo con antelación, tenerlo congelado y cocerlo directamente, pero entonces necesitarás 10 minutos.
Si no quieres congelarlo puedes tenerlo preparado unas horas antes y luego hacerlo en el horno.
Puedes acompañarlo con helado de vainilla o de turrón.
Espolvorear con azúcar glas o con cacao puro.
Lo importante es que quede hecho por fuera, debe tener la consistencia de un bizcocho, pero al romperlo debe salir el chocolate cremoso y líquido, como un volcán, sino estáis seguro de vuestro horno, no os la juguéis hacer una prueba primero con uno.